Península Valdés, una experiencia única

Península Valdés, una experiencia única

La provincia de Chubut es uno de los destinos de avistaje de ballenas más importantes del mundo. Conocé todas las actividades que podés hacer

¿Qué puedo conocer en Chubut, península de Valdés?
Aunque seguramente llegues a Península Valdés atraído por vivir la experiencia del avistaje de ballenas -que, por cierto, es inigualable- esta región de la Patagonia te sorprenderá por la infinidad de propuestas que ofrece, sobre todo para disfrutar en familia.

A tan solo 80 km de la Península se emplaza Puerto Madryn, la ciudad turística más importante en la zona costera patagónica. 

Se trata de un destino ideal para visitar con chicos, ya que además del mar y las actividades tradicionales que ofrece ese paisaje, podrán tener un contacto muy cercano con distinto tipo de animales en su hábitat natural.

Visitar la provincia de Chubut es, entonces, un plan perfecto si estás pensando en tomarte unos días de descanso antes que finalice el año. 

Lo ideal es hacer base en Madryn y desde allí recorrer los distintos pueblos y ciudades, ya sea en auto (¡que puede ser alquilado!) o contratando excursiones.

Los vuelos llegan tanto a la ciudad de Trelew (que cuenta con un moderno aeropuerto internacional) como a Madryn (que, si bien es más pequeño, opera todo el año) y podés adquirir los pasajes a través de ICBC Club en cuotas sin interés. 

En cuanto al alojamiento, que también podés contratarlo mediante ICBC Club, encontrarás desde hoteles cinco estrellas hasta hospedajes más agrestes.

Un día en la Península

¿Qué puedo conocer en Chubut, península de Valdés?
En esta área de la provincia declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO viven lobos, elefantes marinos y una gran variedad de aves. También es sitio de reproducción de las ballenas francas australes.

Visitar Península Valdés es una excursión que, con seguridad, te demandará todo el día, dado la infinidad de lugares a conocer.

Ni bien llegues a la Península, en el acceso a la Reserva Faunística Integral, sobre el Istmo Ameghino, encontrarás un Centro de Interpretación que te introducirá en la flora, fauna, geografía e historia de este fascinante santuario natural.

Tené en cuenta que allí la única localidad es Puerto Pirámides, que lleva este nombre porque se encuentra en una bahía rodeada por acantilados con forma de pirámides. 

Y si bien cuenta con hay alojamientos, restaurantes y algunos negocios, muchos de estos establecimientos sólo abren en temporada, es decir, de septiembre a marzo.

 

 

Desde allí parten las embarcaciones que realizan los avistajes de la ballena franca austral, la cual permanece en esas costas de mayo a diciembre. Se trata, sin dudas de una experiencia imperdible. 

Las empresas autorizadas por la Provincia de Chubut para hacerlos toman todos los recaudos necesarios para que esta actividad no genere impacto ambiental y no altere el comportamiento de las ballenas.

Recorrer toda la Península implica transitar unos 400 km por caminos de ripio. Tomá nota de los puntos destacados del recorrido: 

  • Lobería de Punta Pirámide: podrás ver lobos marinos que, entre diciembre y marzo, viven la época de reproducción y cría.
  • Punta Pardelas: situada a 12 km de Puerto Pirámides, es la playa ideal para la pesca, el snorkelling y el buceo.
  • Punta Norte: acá encontrarás la única colonia de elefantes marinos del mundo en territorio continental.
  • Caleta Valdés: es un llamativo accidente geográfico donde viven, por temporadas, elefantes y lobos marinos.
  • Punta Delgada: ubicada en el extremo de la Península, podrás ver un viejo faro que hoy funciona como hotel.

Punta Tombo, un lugar muy particular

¿Qué puedo conocer en Chubut, península de Valdés? 
Te recomendamos dedicar, otro de los días, a visitar Punta Tombo, donde se encuentra la colonia de pingüinos de Magallanes más grande del mundo. Un paseo que disfrutaran todos, ¡pero sobre todo los más chicos de la familia!

Allí, año tras año -de septiembre a marzo-, más de un millón de aves se acerca para aparearse y tener sus crías. 

Una vez que ingreses a la zona y luego de abonar un pase, podrás tener un acercamiento único al hábitat natural de los pingüinos. 

Desde Puerto Madryn, el viaje en auto dura cerca de dos horas y, si optás por contratar una excursión, tené en cuenta que se trata de una salida de día completo, la cual con seguridad incluirá una visita al valle inferior del Río Chubut y al Museo Paleontológico de Trelew, y una parada en Gaiman donde podrás degustar el tradicional té galés o utilizar ese tiempo para perderte en los rincones de Gaiman, un pueblo sembrado con historia.

Y, si vas en verano, otro paseo interesante es Rawson, con su coqueta Playa Unión.

En Madryn, opciones para toda la familia

¿Qué puedo conocer en Chubut, península de Valdés?
Si te hospedás en Madryn te recomendamos que le dediques a la ciudad uno o dos días, como mínimo, dado la gran variedad de opciones y paseos que ofrece.

Su paisaje incluye playas, caracterizadas por la diversidad de fauna marina que puede avistarse desde allí. Además, es posible intentar con distintos deportes náuticos, siendo considerada como la capital nacional del buceo.

Lo bueno es que la playa suele ser muy extensa porque la amplitud de marea es enorme. 

La costanera, en tanto, también es un hermoso paseo, ideal para hacerlo bien temprano o al atardecer. En la zona más céntrica hay bares, restaurantes, juegos para los más chicos y hasta incluso un carrusel. 

Si te gusta la pesca o llegaste a la ciudad en época de ballenas, es buena idea caminar por el muelle para "adentrarse" en el mar y ver cómo mucha gente pasa horas con las cañas de pescar en mano. También, si estás atento, ¡podrás ver colas de ballenas asomarse incluso desde la playa!

 

 

Con todas estas propuestas, ya tenés el destino ideal si estás pensando en escaparte de la ciudad, por ejemplo, el próximo fin de semana largo